Grupo NeXus

Un día despertaremos y nos levantaremos…

Chavín de Huantar

Posted by gruponexus en octubre 4, 2006

El viernes pasado fuí al museo de arte precolombino Barbier-Mueller aquí en Barcelona. Recuerdo haber estado hace años y me di cuenta que van cambiando las piezas en exhibición. Lo comento porque esperaba ver una máscara de jade maya. Fuí al museo a fijar la mirada a esa máscara. Algo que ya había hecho en su momento, ante la misma máscara, en Madrid en el museo de las Américas y aquí en el Barbier-Mueller. Pero ahora no estaba.

De todas las piezas que habían expuestas, que pude ver, me llamó especialmente la atención el remate de un cetro en piedra. Una lástima que no me hubiesen dejado filmar. La piedra tenía una fuerza extraordinaria. De perfecta forma y simetría. De 4 ejes perfectos señalados con remates con forma de aleta de avión, como los soportes de un cohete que sobresalen de la base. Una piedra de tonos verdosos, pulida. Perfecta. La piedra pertenece o perteneció a la cultura Chavín. Una cultura milenaria con unos conocimientos desconcertantes en matemáticas, arquitectura… Una manera sagrada de trabajar la piedra, algo común en muchas de las culturas precolombinas. Una iconografía marcada en extremo con fortísimas sensaciones de poder, de terror y gran saber. Emocionante Chavín de Huantar.

Transcribo el siguiente artículo realizado por Joaquín Grau para poder conocer un poco más sobre esta magnífica y desconcertante cultura:

Por Joaquín Grau:

Al norte del Perú, en la cuenca del río Marañón, entre el Pacífico y la Amazonía, junto al pueblo de Chavín de Huantar, se encuentran uno de los restos arqueológicos más antiguos de la América Precolombina. Tan antiguos que cuando los incas descubrieron esas ruinas eran eso, sólo eso, ruinas, vestigios de una cultura primigenia. Por esta razón, ahora, se la conoce con el nombre del pueblo casi recién construído que la flanquea: Chavín de Huantar.

El recinto arqueológico de Chavín, que se encuentra a más de 3200 metros de altitud, incluye dos pirámides truncadas con corredores interiores sorprendentemente aireados, dos plazas hundidas, gradas, escalinatas y, entre otros muchos vestigios arquitectónicos, pulidas superficies pétreas de revestimiento que ostentan inquietantes grabados. Y también cabezas calvas, estelas y monolitos.

https://i1.wp.com/img144.imageshack.us/img144/3995/cabezauf3.jpg Pero ése es sólo el Chavín externo, el Chavín de los visitantes, el Chavín monumental, de columnas salomónicas, el Chavín que sorprende, pero que es sólo piel, simple cuerpo fosilizado. Porque hay otro Chavín, Y no es simple cuerto petrificado. Es el Chavín investigado por María Scholten, quien, en 1953, descubrió que los constructores de esa zona piramidal poseían conocimientos no inferiores a los de los constructores de la zoa de las pirámides egipcias de Gizéh. Unos sorprendentes conocimientos que, en síntesis, pueden ser formulados del siguiente modo:

  1. Las culturas prehispánicas utilizaban una medida específica que ascencía a 3,34 x 10 elevado a n, medida a la Scholten denominó Unidad Americana.

  2. Utilizaron también un módulo de 7 y 8 unidades.

  3. Finalmente, también emplearon, y la emplearon profusamente, la diagonal, tanto de cuadrados como rectángulos con los dados de 7 y 8.

Destacar que diagonal en quéchua es “chekhalluwa”, palabra que significa “verdad”, porque para el quéchua la diagonal es la línea verdadera. Y es de consignar que con diagonales y mediante la Unidad Americana se pueden unir sobre una linea recta los lugares sagrados de la llamada ruta de Viracocha.

Imposible detallar aquí los complejos cálculos arquitectónicos utilizados en la construcción de Chavín. Cálculos que lleven a una unidad clave: 35.50 metros. Una unidad que parece fue un código secreto solamente comprensible para los constructores de Chavín y su posterior sucursal, Tiahuanaco.

Los cuatro pasos de Quetzacóatl

Se hace evidente que las civilizaciones prehispánicas conocieron y utilizaron una medida de alta cultura matemática. Y ante eso, si tenemos en cuenta que los arqueólogos consideran que la antigüedad de Chavín es superior a la de casi cualquier otra cultura precolombina, debemos entender que la cultura Chavín fue la pionera en el uso de estos conocimientos y que los legó a culturas posteriores.

Chavin VesselPero, ¿fue la cultura Chavín una simple cultura americana? Federico Kauffmann, arqueólogo restaurador de Chavín, ha admitido no sólo que Chavín representa a la culturamatriz de América, puesto que Tiahuanaco, unos mil años posterior, copia su iconografía, sino que asimismo, existen sorprendentes rasgos comunes en todas las culturas precolombinas.

De hecho, la arqueología oficial admite ya la analogía de las estelas de culturas mexicanas, como la de los olmecas de Las Ventas, la de los toltecas de Tula y la de los zapotecas de Monte Albán, con la lítica de la cultura de Chavín, una lítica con jaguares y dioses emplumados que expresan un mismo mensaje.

Pero lo sorprendente no son esas analogías dentro de las culturas de un mismo continente, sino que esas culturas precolombinas, cuya matriz fue Chavín, muestran también amplias y profundas analogías con las iconografías de las más antiguas civilizaciones del Viejo Mundo: Sumer, Creta, Antiguo Egipcio, China, India prearia…

Pero, ¿qué relación puede haber entre el templo de Cnossos en Creta y los grabados de la Puerta del Sol de Tiahuanaco? ¿Qué similitud puede encontrarse entre la mítica gorgona y el emplumado Quetzacóalt?

Las similitudes son muchas, pero todas pueden resumirse en la antigua y generalizada creencia sagrada que hoy conocemos con el nombre de los cuatro pasos de Quetzacóatl:

  1. La marcha a partir de la caída.

  2. El combate con las fuerzas enemigas (que están en nuestro interior).

  3. El descenso a los infiernos.

  4. La liberación.

Ese es el camino de los dioses, el que nos han descrito todas las grandes religiones. Y todos los místicos también. Y toda iconografía se reduce a eso. Porque también Cristo tuvo que bajar a los infiernos para poder ascnder al cielo. Es el camino que va desde el animal que repta, sea serpiente o dragón de cortas puertas hasta el que, ingrávido, liberado del peso de la arcilla, asciende y hace un nido en el cielo, sea serpiente emplumada o ángel.

El Lanzón

Cuanto antecede explica que los arqueólogos estén de acuerdo en afirmar que el complejo sagrado de Chavín tiene un centro y clave en el Lanzón.

https://i0.wp.com/img83.imageshack.us/img83/8055/lanzncf4.jpg

El Lanzón es un monolito de granito rosa de 4.60 metros de altura que se yergue en la confluencia de dos galerías que tienen forma de cruz latina. Es un Cristo-gorgona de mirada excéntrica, terrible, que nos recuerda que sólo quien posea la fuerza psíquica de un Poseidón puede contemplarle. Era el centro de un laberinto de galerías que todo neófito debía recorrer, era el Minotauro al que todo neófito debía enfrentarse si deseaba alcanzar la dignidad de iniciado, de liberado.

Pero, ¿cómo consegruir la fuerza psíquica de un Poseidón? ¿Cómo ser Teseo? ¿Y dónde encontrar a una Ariadna que nos pueda liberar del infierno subterráneo en que habitan las tinieblas?

El poder del sonido

El conjunto arquitectónico de Chavín se encuentra a media altura entre el río Wacheksa y el río Mosna, lo que le permite utilizar el primero para proveerse abundantemente de agua y servirse del segundo para verterla.

Pero esto, que sería un sistema lógico de abastecimiento de agua, deja de ser lógico cuando se comprueba que, el agua, al llegar al subsuelo de la estructura piramidal de Chavín, se bifurca en una complicada red de conductos de distintos tamaños que, a su vez, muestran también caídas de distintas alturas formadas por deslizamientos escalonados, Hay que añadir que eso canales subterráneos poseen chimeneas que terminan en celdas de las galerías interiores. Así pues, el agua vierte de un río a otro sin otro aprovechamiento apreciable que escuchar su caída por los conductos. Una caída, con su correspondiente sonido, que puede ser regulado mediante compuertas.

f430En 1976, Luis Lumbreras, Chacho González y Bernard Lietaer llegaron a la conclusión, tras un estudio muy apreciable, de que “el sitio de Chavín fue escogido racionalmente por gente dotada de un alto nivel de conocimientos técnicos, como para haber conocido los principios de los vasos comunicantes en hidráulica y de resonancia en acústica”. Añadiendo, tras una prueba con resultados positivos, en la que utilizaron uno de los conductos del propio Chavín, que “las frecuencias utilizadas por los sacerdotes son todas las mismas, la pirámide produciría un rugido continuo muy potente, dado que las resonancias se amplificarían de sala en sala” .

Esta conclusión apoya la opinión oficialmente extendida de que los sacerdotes de Chavín utilizaban sonidos para proferir sus oráculos a las multitudes o para alcanzar determinados estados de conciencia y de ese modo llegar a una comunicación con determinada fuente de poder o conocimiento.

Lumbreras González y Lietaer, así como también Tiberio Petro-Leon, observaron que “si estas frecuencias son diferentes, pero relativamente vecinas, el control de los tubos de conexión permitiría modular el sonido”. Es el por toda la antigüedad conocido poder órfico de los sonidos. Ese poder sónico que posibilita modificar los estados de conciencia.. Y no hay que olvidar que en Chavín el sonido de la caída del agua por los conductos recorría las celdas donde se encontraban los neófitos que iban a ser sometidos a las pruebas de iniciación. Además, la zona de Chavín es, todavía es, campo donde prolifera el cactus San Pedro, un alucinógeno (poseedor de un fortísimo alcaloide, el DMT o dimetil triteptano, derivado de la mescalina), a no dudar utilizado en las pruebas de iniciación, porque así puede verse en la lítica de las dos piscinas: la cuadrada, en la que por su simbología mandálica, se efectuaban las curaciones de dolencias físicas, y la circular, donde se resolvían también por su simbología mandálica, las enfermedades psíquicas, aparte ser la piscina-placenta que formaba parte de los ritos de trascendencia.

En definitiva, Chavín es uno de los máximos exponentes de las más antiguas culturas. Tan antigua que la leyenda afirma que fue allí, junto a la elevada cima del Huascarán, donde habitaron los gigantes que transmitieron su cultura a los humanos.

Fuente: Monográfico Más Allá nº 10, septiembre 1994

Chavín de Huantar: chavin.perucultural.org.pe/; arteperu/chavin

Anuncios

16 comentarios to “Chavín de Huantar”

  1. karol said

    quiero saber sobre su escritura chavin

  2. blanca gamboa said

    quiero saber del condor de chavin so tiene la siimetria

  3. luna said

    kiero saber las conclucions d la cultura chavin

  4. claudia said

    aportes de la cultura

  5. lusmila said

    umm me encanta eltema q trata me parese interesante
    y me gustaria tener mas informacion

  6. Ipse said

    Tan sólo un apunte:

    El alcaloide visionario que contiene el cactus san pedro es mescalina (feniletilamina) y no DMT (triptamina), que por cierto, es N,N,Dimetiltriptamina y no “dimetil triteptano”.

    Muy interesante el artículo.

  7. JANO said

    es impresionante la cultura chavin,,,,es asombrosa magica,mistica,Y el desarollo tecnologico en tantos campos de la matematica trigonometria,arquitectura,ingieneria civil,ingieneria hidraulica etc,,,,,,bueno me siento muy orgullo como peruano y siendo hijo de una madre ancashina,,,y abuela del bello departamento que es ANCASH.

  8. chio said

    ☺ muy interesante …☺

  9. FLAVIO said

    a blinblineo_sc@hotmail.com

  10. FLAVIO said

    quiesiera saber la tecnologia que usaron los chavin porfavor contestenme urgentemente

  11. Katica said

    Señor, Joaquin Grau .. yo no me acuerdo mucho de usted tal vez usted si mi nombre es Katica Petro – Leon la Hija del Arqueologo Tiberio Petro – León .. solo para informarle del fallecimiento de mi padre el 29 de agosto del 2007 …

    Saludos

  12. rosa said

    bueno primeramente como peruana me siento orgullosa de esta cultura milenaria y bueno chavin es algo spectacular e invito a conocerla como estudiante de guia oficial de turismo en el colegio luzuriaga – huaraz

  13. Muy interesnate Juaquin, acerca del estudio de nuestra cultura, pues que me urge comunicarme con vos para intercambiar algunos de mis descubrimientos en estos ultimos 3 años.

  14. jesus said

    quiero saber sobre los aportes culturales de la cultura chavin

  15. quiero saber sobre la caida de la cultura chavin

  16. jesus said

    y que hay del condor de chavin, NO LO CONOCEN

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: